Mascarillas

Consiste en aplicar una crema sobre la piel, preferiblemente un producto cosmético crema-aceite con mucha agua.

Está indicado para pieles secas que muestran un aspecto "apergaminado", áspero, rugoso, con arruguitas y suelen sufrir descamación provocando una incomodidad permanente.

La solución está en compensar la pérdida de hidratación y la escasa presencia de lípidos con tratamientos intensivos de hidratación. Pueden ser productos cosméticos, mascarillas plásticas y oclusivas, parches de Vitamina C, ceramidas y activos marinos de gran eficacia.